La Guajira

El departamento de La Guajira está ubicado en el norte de Colombia. Cuenta con una población de 957.797 habitantes, 54.8% vive en las cabeceras municipales y el restante 45.2% en las áreas rurales.

Desde hace más de treinta años, esta región ha vinculado su desarrollo principalmente a la explotación de carbón. En su subsuelo yacen reservas de 3.670 millones de toneladas entre las zonas conocidas como Cerrejón Norte y Cerrejón Central.

Cerrejón, propiedad de las multinacionales Anglo American, BHP Billiton y Glencore, extrae en promedio 32 millones de toneladas al año. En 2011, a la empresa brasilera MPX se le concedió la licencia minera sobre 66.225 hectáreas, pero, consecuencia de los escándalos de corrupción de su propietario, se vio obligada a vender el proyecto, en 2016, a la Yildirim Holdings, de capital turco.

La presencia de estas empresas y los aparentes beneficios de la explotación del carbón aún están entredicho. Los indicadores oficiales, como el NBI, hablan de 40% en las cabeceras municipales y 91.92% en el resto. Las comunidades étnicas, que conforman el 54.2% del departamento, responsabilizan a Cerrejón por los daños sociales y ambientales, sin que hasta el momento se hayan adelantado investigaciones sobre su responsabilidad.

El Proyecto

El 10 de agosto de 2016, Indepaz inició una investigación sobre los riesgos ambientales que conlleva la explotación minera en la Baja Guajira. Se trató de un proceso que se extendió hasta finales de 2017, en donde se realizaron varias sesiones de estudios de la calidad del agua de la cuenca hídrica del río Ranchería y de los pozos que abastecen a las comunidades de la región. Con el avance del proceso, se encontró que era necesario el examen a otros elementos, desde la calidad del aire y de los lodos vertidos en las aguas, hasta el impacto en la fauna y flora.

La zona explorada abarcó los municipios de Albania, Hatonuevo y Barrancas, y se realizaron no menos de 30 visitas a la zona, las cuales contaron con la colaboración permanente de las comunidades étnicas encabeza de sus líderes y lideresas. Los resultados finales del proyecto, el presente documento multimedia y un relato de carácter científico con los resultados finales de la investigación.

El Cerrejón

Cerrejón es un proyecto de exploración y extracción de carbón, con una de las minas a cielo abierto más grandes del mundo, con capacidad de sustraer entre 30 y 32 millones de toneladas anuales con destino a los mercados de Europa (39%), zona del Mediterráneo (37%), Centro y Suramérica (15%) y Norteamérica (9%).

El proyecto, inicialmente con participación del Estado colombiano a través de Carbocol, pasó a tener como socio a la multinacional Exxon Mobil, representada por la firma Intercor, que adquirió el 50% de la mina. En 2000, Carbocol vendió su parte al grupo conformado por Anglo American, BHP Billiton y Glencore. Para el año siguiente, el grupo de nuevos socios adquirió la mitad de Intercor, haciéndose al control total del proyecto.

La concesión para explorar y explotar abarca 69.000 hectáreas, con licencia para operar hasta 2033. Se han abierto los tajos (depósitos) Norte, Patilla, Tabaco, La Puente, Oreganal, Tajo 100, Comuneros y Annex. El trabajo minero ha afectado a no menos de 39 comunidades étnicas y campesinas, entre desplazadas, reasentadas y aún en proceso de expropiación, y ha desviado dos arroyos y ha desaparecido 17 fuentes hídricas más.

Cerrejón cuenta con los permisos para verter agua industrial a lo largo del río Ranchería y los arroyos Bruno, Cerrejoncito y Tabaco, a través de 16 lagunas de vertimiento. Estos líquidos contaminan la cuenca hídrica con metales pesados, como cadmio, plomo, zinc y manganeso, que sobrepasan los límites permitidos para proteger la flora y la fauna.